En Santiago de Chile, una mujer se confundió y aunque pensó dar la vuelta a la entrada del estacionamiento, realmente condujo directo hacia la entrada peatonal de un centro comercial.

La mujer de 66 años logró detener el coche cuando se dio cuenta de su error, pero cuando salió del auto, olvidó poner el freno y éste siguió su camino hasta estamparse contra el vidrio de una clínica.

La responsable echó la culpa al mal señalamiento, por el cual se confundió.

Facebook Comments
¡Espera!
Hay más contenido interesante

¿Olvidaste añadirnos?

Disfruta del contenido de
La Primera Plana
en tu red social favorita.